Recetas de cocina Chefuri.com


Crujiente de Piña



Ingredientes

    -1 piña
    -200 gr. de agua
    -200 gr. de azúcar

Preparación

El crujiente de piña es una preparacion relativamente sencilla de realizar si se dispone de la maquinaria necesaria para ello. Una máquina cortafiambres y horno de convencion se hacen imprescindibles para realizar correctamente esta receta.

El crujiente de piña es un preparado al cual le podemos dar muchas utilidades: puede servir de aperitivo, puede servir para acompañar platos de pescado, platos de carne, ensaladas o postres. Los crujientes son uno de los estandartes de la cocina creativa, por lo que siempre que se utilicen adecuadamente son un buen recurso.

Para prepararlo deberemos pelar la piña, y cortarla en finas rodajas de 2-5 mm. en la máquina cortafiambres. cuanto mas fino sea el corte mejor quedará el crujiente. Es aconsejable cortar la rodaja un poco más gruesa siempre que así nos queden las rodajas enteras, sin ningun tipo de roturas. El corazon de la piña no lo retiraremos.

Por su parte pondremos a hervir el agua, al que le añadiremos el azúcar necesario para hacer un almíbar. Una vez logrado este almíbar retiraremos el agua del fuego. Sumergiremos las rodajas de piña en el almíbar durante 30 minutos. Estiraremos las rodajas en un Silpat o en su defecto en una lámina de papel sulfurizado.

La cocción y secado de la piña la realizaremos en un horno de conveccion y ventilado a una temperatura constante de 100 grados. El tiempo estimado para obtener los crujientes es de 1 hora.

Para conservar durante un mayor tiempo los crujientes deberemos guardarlos en una casa de poliespán con una capa de gel de sílice.